“¿Normal? ¿Qué es normal? En mi opinión, lo normal es solo lo ordinario, lo mediocre. La vida pertenece a aquellos individuos raros y excepcionales que se atreven a ser diferentes.” Anónimo.

This is default featured slide 1 title

Go to Blogger edit html and find these sentences.Now replace these sentences with your own descriptions.

This is default featured slide 2 title

Go to Blogger edit html and find these sentences.Now replace these sentences with your own descriptions.

This is default featured slide 3 title

Go to Blogger edit html and find these sentences.Now replace these sentences with your own descriptions.

This is default featured slide 4 title

Go to Blogger edit html and find these sentences.Now replace these sentences with your own descriptions.

This is default featured slide 5 title

Go to Blogger edit html and find these sentences.Now replace these sentences with your own descriptions.

martes, 3 de agosto de 2010

Mecanismo de Aticiteria- Pedido de un lector




DE WIKIPEDIA



El mecanismo de Anticitera es un objeto que se cree es un artefacto mecánico primitivo. Fue descubierto en los restos de un naufragio cerca de la isla griega de Anticitera, entreCitera y Creta, y se cree que data del 87 a. C.



Investigaciones

Es uno de los primeros mecanismos de engranajes conocido, y se diseñó para seguir el movimiento de los cuerpos celestes. De acuerdo con las reconstrucciones realizadas, se trata de un mecanismo que usa engranajes diferenciales, lo cual es sorprendente dado que los primeros casos conocidos hasta su descubrimiento datan del siglo XVI.

De acuerdo con los estudios iniciales llevados a cabo por el historiador Derek J. de Solla Price(1922-1983), el dispositivo era una computadora astronómica capaz de predecir las posiciones del Sol y de la Luna en el zodíaco, aunque estudios posteriores sugieren que el dispositivo era bastante más "inteligente".

Empleando técnicas de tomografía lineal, Michael Wright, especialista en ingeniería mecánica del Museo de Ciencia de Londres, ha realizado un nuevo estudio del artefacto. Wright ha encontrado pruebas de que el mecanismo de Anticitera podía reproducir los movimientos del Sol y la Luna con exactitud, empleando un modelo epicíclico ideado por Hiparco, y de planetas como Mercurio yVenus, empleando un modelo elíptico derivado de Apolonio de Perge.

No obstante, se sospecha que parte del mecanismo podría haberse perdido, y que estos engranajes adicionales podrían haber representado los movimientos de los otros tres planetas conocidos en la época: Marte, Júpiter y Saturno. Es decir, que habría predicho, con un grado más que respetable de certeza, las posiciones de todos los cuerpos celestes conocidos en la época.

Proyecto de investigación Antikythera

Reconstrucción del mecanismo de Anticitera en el Museo Arqueológico Nacional de Atenas(fabricado por Robert J. Deroski basándose en el modelo de De Solla Price).


El proyecto de investigación Antikythera, un equipo internacional de científicos con miembros de la Universidad de Cardiff (M. Edmunds, T. Freeth), Universidad de Atenas (X. Moussas. I. Bitsakis) y la Universidad de Tesalónica (J. S. Seiradakis), en colaboración con el Museo Arqueológico de Atenas (E. Magkou, M. Zafeiropoulou) y la Institución Cultural del Banco de Grecia (A. Tselikas), usando técnicas desarrolladas por HP (T. Malzbender) y X-tex (R. Hudland) para el estudio del mecanismo de Antikythera, desarrolló una fotografía 3D basándose en tomografía computarizada de alta resolución.

El resultado fue que se trata de una calculadora astronómica que predice la posición del sol y la luna en el cielo. El artefacto muestra las fases de la luna en cada mes utilizando el modelo de Hiparco. Tiene dos escalas en espiral que cubren el ciclo Callippic (Cuatro ciclos Meton, 4 × 19 años) y el ciclo de Exeligmos (3 ciclos Saros, 3 × 18 años), prediciendo los eclipses de sol y luna. El mecanismo es aún más sofisticado de lo que se creía, con un inmenso nivel de ingenio en su diseño.

Gracias a las técnicas actuales, se habría podido entender el funcionamiento del aparato. Basados en la forma de las letras griegas (H. Kritzas) se estableció el año de construcción del mecanismo, entre el 150 y el 100 a. C., más antiguo de lo que se estimaba.

Como Hiparco fue el más importante astrónomo de la época, es posible que ese científico sea quien pensó el complicado mecanismo del instrumento.1

Fijación de la fecha de los Juegos olímpicos

En el año 2008, Philip Ball y Tony Freeth, publicaron en la revista Nature que el mecanismo servía para fijar con exactitud la celebración de los Juegos Olímpicos en la antigüedad. El interior del artefacto contiene una inscripción que indica Nemea (en referencia a uno de los juegos que fueron más importantes), y Olimpia. Con dichos diales se fijaba con precisión la última luna llena más próxima al solsticio de verano cada cuatro años, fecha en la que se iniciaban los juegos.2


SEGUNDA FUENTE: BLOG: http://elsofista.blogspot.com/2008/07/novedades-sobre-el-mecanismo-de.html


El llamado mecanismo de Anticitera o Antikythera ha desconcertado a los historiadores desde que fuera rescatado, en 1901, de un antiguo naufragio cerca de la isla griega de Anticitera. Fue datado el 100 antes de nuestra era y está compuesto por más de 30 ruedas y engranajes de bronce, montados en un armazón de madera.

El dispositivo es por lejos el instrumento científico más avanzado que sobrevive de la Antigüedad: nada cercano a su complejidad apareció en los registros arqueológicos por más de 1200 años, cuando los mecanismos de relojería surgieron en la Europa medieval.

Se piensa que el mecanismo de Anticitera es una computadora mecánica que por medio de sofisticados algoritmos calcula el movimiento de los cuerpos celestes. Un dial en el frente muestra la posición del Sol, la Luna y probablemente los planetas en el zodíaco, mientras que la parte trasera muestra un calendario lunisolar de 19 años (*), además de predir eclipses (
Nature, DOI: 10.1038/nature05357;Interdisciplinary Science Reviews, vol 32, p 27).

El mecanismo pudo haber sido usado por los filósofos para mostrar el funcionamiento del cielo —esto es, enseñar astronomía—, tal como lo señaló Cicerón, que escribió, en el primer siglo antes de nuestra era, acerca de dispositivos de bronce que modelaban erróneamente los movimientos del Sol, la Luna y los planetas alrededor de la Tierra.

El origen del mecanismo de Anticitera seguía siendo un misterio hasta que recientemente se logró descifrar algunas inscripciones que muestran que su calendario usaba nombres regionales para los meses. Los nombres de los meses concuerdan con los usados en las colonias griegas fundadas por la ciudad de Corinto y el primer candidato es Siracura, en Sicilia (
Nature, DOI: 10.1038/nature07130).

Alexander Jones, miembro del Instituto para el Estudio del Mundo Antiguo, de Nueva York, y descifrador de las inscripciones, señaló que la presencia de un calendario regional confirma la idea de que el mecanismo, en vez de haber sido usado por los astrónomos, era utilizado para demostraciones a una pequeña aunque educada élite.

Jones y sus colegas afirmaron que la identificación de Siracusa es fascinante porque uno de los modelos que Cicerón menciona en sus escritos había sido hecho por Arquímedes en el siglo III antes de nuestra era. Arquímedes trabajó en Siracusa y, en consecuencia, el mecanismo de Anticitera, construido por lo menos un siglo después, pudo ser parte de una tradición de mecanismos engranados iniciada por el legendario matemático.

Pero esta hipótesis conduce también a un nuevo misterio, porque el naufragio en el que se halló al mecanismo era de una nave romana, que no navegaba desde Sicilia sino que provenía del mediterráneo oriental en el 70-60 antes de nuestra era, y muy probablemente llevaba tesoros griegos saqueados de regreso a Roma.

"La ruta del barco es un enigma", dijo Paul Cartledge, un profesor de historia griega en la Universidad de Cambridge, Inglaterra. "Iba del este al oeste y Anticitera está muy al este de Siracusa."

Cartledge agregó que no es imposible que el instrumento haya sido diseñado en el este —Rodas o Alejandría, por caso— para luego ser usardo en Siracusa.

Sin embargo, el mecanismo parece haber tenido varias decenas de años cuando comenzó su último viaje. De manera que quizá fue construído en Siracusa para un propietario rico que se trasladó posteriormente al Mediterráneo oriental o fue transportado allí como un regalo o una oferta votiva, antes de ser saqueado por los romanos.

Fuente:
Jo Marchant para New Scientist Space (en inglés). Video sobre el mecanismo (en inglés) y Fotos del artefacto y sus reconstrucciones.

(*) El ciclo metónico, un ciclo del calendario griego antiguo, establecido para hacer frente a la inconmensurabilidad del ciclo lunar y el año solar, entendido éste como el período de rotación de la Tierra alrededor del Sol determinado por, digamos, el tiempo entre dos solsticios de verano sucesivos. Un ciclo metónico es igual a 235 meses lunares, que a su vez es casi exactamente 19 años solares.


Personalmente opino que:


Queda demostrado que antes de existir un ordenador (o computadora), hace tiempo ancestral, cuando andaban en "ojotas" y se tiraban con "boleadoras", ya tenian un conocimiento casi exacto de los movimientos del universo. ¿Podemos negar que la humanidad ha tenido siempre una visión demasiado adelantada? ¿No es evidente que somos apadrinados por razas superiores? ¿Necesitamos que se estrelle una nave nodriza en nuestra casa para creer? Yo opino que aunque eso pasara, la gente seguiria incrédula... la humanidad da pena.